El mercado de pases de Godoy Cruz no terminó de convencer a la mayoría de los hinchas. Si bien las llegadas que hubo al arco bodeguero parecen potenciar la idea que finalmente se piensa en dar el salto, las bajas, algunas sorpresivas, dejaron preguntas sobre el objetivo este semestre.

Las llegadas de Victorio Ramis y Leonardo Burían son quizás las que más resuenan en Godoy Cruz este mercado invernal. Una joven promesa de Talleres de Córdoba y un arquero con experiencia para cumplir la difícil tarea de reemplazar a Rodrigo Rey, fueron las mayores inversiones en la plantilla por parte de la dirigencia en esta ventana de traspasos.

Ramis (22 años) que marcó 5 goles en 26 partidos de torneos AFA jugados con la T promete añadirle velocidad y potencia a la zona de ataque del conjunto bodeguero, algo que ilusiona a más de un hincha lógico porque se agrega a la jerarquía de Santiago García y al buen momento que atraviesa Javier Correa en este 2017, dos que parecen ser los titulares indiscutidos para Mauricio Larriera.

Burián (33 años), por su parte buscará aportar desde el arco su experiencia y trayectoria. No tuvo el mejor de los debuts en Porto Alegre (responsable del primer gol de Gremio por dar un rebote largo en vez de despejar) pero eso no quita la confianza que le tiene Larriera para ocupar el puesto que dejó vacío Rodrigo Rey, quien emigró al PAOK Salónica de Grecia tras el partido contra Gremio en Mendoza, confirmando así algo que era una realidad por el nivel demostrado por el excapitán bodeguero en toda la última temporada.

También llegaron Felípe Rodríguez (autor del gol contra Desamparados en el último amistoso y de aceptable rendimiento en Brasil), Cristian Báez (alternativa a Luciano Abecasis en el puesto lateral derecho), Tomás Cardona y Ramiro Martínez el arquero que, si bien fue el primero en llegar, es el que menos posibilidades de disputar partidos con el equipo de primera tiene por ser el suplente Robert Ramírez.

Ahora, ¿por qué con lo expuesto sobre las llegadas no se puede confirmar que sea un mercado “positivo” para el Tomba? La sorpresiva baja de Danilo Ortiz en la defensa y en las últimas horas de Facundo Silva a Colón de Santa Fe dejaron un sin sabor en la mayoría de los simpatizantes de la Bodega porque han demostrado, con continuidad, un nivel más que aceptable y, si bien es cierto que la relación con el cuerpo técnico anterior no era la mejor (al menos en el primer caso), el cambio de aires de ambos se dio luego de la asunción de Mauricio Larriera como nuevo DT del Expreso, perdiendo así dos valores a la hora de realizar recambio en la plantilla.

¿Todas las bajas? Sebastián Moyano (se fue libre a Aldosivi de Mar del Plata); Marcelo Benítez (finalizó el préstamo y no se renovó); Ezequiel Bonacorso (firmó con Instituto de Córdoba), Gabriel Carabajal y Maximiliano Sigales (cedidos a San Martin y Boston River (Uruguay) respectivamente) y Rodrigo Rey al PAOK Salónica por $1.5 millón de euros por el 50% del pase.

Así se cerró un mercado de pases más en Godoy Cruz con un balance positivo en lo económico (ingresó más de lo que se gastó), incorporando jugadores que pueden potenciar a la base que continua en el Tomba pero quedando en el camino jugadores que, en el máximo de su rendimiento, han demostrado estar a la altura de jugar como titulares en el club pero la falta de continuidad hizo que deban buscar nuevos horizontes para el inicio de la Superliga, dejando quizás disminuida a la potencial rotación del primer equipo.

La previa de la temporada al estilo De un Rincón Bodeguero:

Fotos de la imagen de portada: De un Rincón Bodeguero y @ortizdanilo06 (Danilo Ortiz en Twitter)

error: Si te gustó el contenido, para qué copiarlo ¡si lo podes compartir!