Nota mano a mano con el volante uruguayo que llegará en las próximas horas a la provincia de Mendoza para firmar contrato con el club y arrancar la pretemporada a las órdenes de Mauricio Larriera.

Se conoció la noticia de manera oficial y nos contactamos con el jugador que gentilmente nos atendió y contó: «cuando surgió lo de Godoy Cruz, ya que venía de un semestre bastante negativo acá en Liga, no lo dudé», agrega luego, «me sedujo que es el fútbol argentino que es uno que me encanta, miro desde que soy chico. En Uruguay todo el mundo mira el fútbol argentino y siempre tuve ganas de jugar ahí».

Antes de volver a su país a jugar en los dos grandes, prefirió un nuevo reto. «Tenía varias ofertas, la única del fútbol argentino era de Godoy Cruz. De Peñarol y Nacional en mi país, otras en otros países pero la que más me llamó la atención fue la del Tomba» y aclaró que no es para hacer una diferencia económica en su carrera sino «pasa por un tema deportivo, tengo ganas de enfrentar este nuevo reto».

Lee tambiénConociendo a Mauricio Larriera

Se autodefine como un «volante ofensivo, zurdo. Puedo jugar por izquierda, derecha o mediapunta» y, admite que del Expreso lo único que sabe es «que es un equipo muy serio» y destaca la situación que está atravesando el club en la Libertadores, donde sabe que falta la revancha en Brasil y allí buscará «aportar lo mejor de mí para que el equipo logre sus objetivos que eso es lo más importante».

Para cerrar, le comentamos del antecedente de sus compatriotas con la azul y blanca y nos respondió que, para él, «es bueno que los uruguayos hayan dejado buena imagen, no lo veo como una presión sino como algo a favor», nos cuenta: «tengo varios amigos jugando en Argentina y están encantados con el fútbol ahí así que no lo tuve que pensar mucho» y, del plantel del Tomba, «conozco al Morro, tenemos muchos amigos en común, sé que le está yendo muy bien para mí es un excelente jugador con un potencial bárbaro, goleador nato».

Foto: Archivo Revista Estadio

error: Si te gustó el contenido, para qué copiarlo ¡si lo podes compartir!