El colega de Patronato, Gabriel Ovelar, que se encarga del día a día del rival de turno para La Cábala Radio (FM 100.3) e ESPN, nos cuenta la actualidad del rojinegro. 

​La realidad de Patronato es diferente a los demás, porque está peleando por la permanencia, cuyo objetivo está a sólo cinco puntos, aunque de ganarle a Godoy Cruz, ya tiene asegurada su presencia en la Super Liga. Pero tiene otra cara, porque hace 10 partidos que no gana, siendo la peor racha desde que está en el profesionalismo.

Desde que llegó a Primera, la meta es continuar en la elite del fútbol Nacional, lo logró en el transición, con una buena performance destacada en condición de local, donde perdió un solo encuentro, aunque fuera de casa, la pasó mal, cómo contra Godoy Cruz en la derrota 3-1, con un penal y un expulsado.

Este torneo no lo comenzó bien, ya que arrastró 3 derrotas de manera consecutivas (Temperley, Gimnasia y Rosario Central), pero logró levantarse ante River (2-1) en el Grella y pasó por su mejor momento en Primera, cosechando 20 puntos que hoy en día, en esta fecha 26, le dan un respiro en la zona de los promedios, donde no se mueve, pero tiene la obligación de sumar.

La idea para enfrentar al Tomba es ganar, pero también, regresar a sonreir en la ciudad, porque el Grella dejó de ser una fortaleza y los últimos equipos que lo visitaron, se llevaron más de lo esperado y el Patrón, recibió más de lo que pronosticó: 0-5 vs Independiente, 3-4 vs Olimpo, 0-2 vs Lanús y 2-2 vs Sarmiento.

Ante el Bodeguero quiere volver a cantar victoria en su casa y Rubén Forestello apuesta a un equipo ofensivo, con mucha verticalidad y jugadores de buen pie, aunque con un resguardo defensivo que evite el regalar espacios.

En lo que va del 2017 no repitió equipo el Santo y está no será la excepción, sino que habrá 4 modificaciones, una obligada, el resto tácticas. La obligada, es la salida de Walter Andrade, uno de los referentes no se recuperó de una sobrecarga muscular en el recto (cuádriceps) de su pierna izquierda y en la última práctica, no la terminó, por lo que su lugar en la defensa será ocupado por Iván Furios.

Pero no será la única variante en ese sector, sino que Renzo Vera vuelve después de tres semanas lesionados a ocupar un lugar del cuál no está acostumbrado, pero ante las necesidades defensivas, será el lateral izquierdo por Lucas Márquez.

Los último dos, son en la mitad de cancha. Vuelve el jugador que mejor entiende la filosofía Forestello, que es Damián Lemos, el técnico dentro de la cancha, quién manda y ordena en defensa al equipo. Entre por Nicolás Bertocchi.

Por último, Lautaro Comas, uno de los juveniles tendrá una nueva oportunidad desde la partida por Alejandro Gagliardi. La idea es aprovechar el cambio de ritmo y la velocidad de Gordo para lastimar por ese sector y ganarle las espaldas a Angileri.

Por tal motivo, los once del Negro, serán: Sebastián Bértoli; Lautaro Geminiani, Iván Furios, Abel Masuero, Renzo Vera; Lautaro Comas, Marcelo Guzmán, Damián Lemos, Damián Arce; Fernando Telechea y Matías Quiroga.

error: Si te gustó el contenido, para qué copiarlo ¡si lo podes compartir!