Debut contra Huracán en el Malvinas Argentinas y una importante prueba para el bodeguero con su gente en el arranque. Así jugó Godoy Cruz y lo analizamos en De un Rincón Bodeguero.

Podemos asegurar que hubo dos partidos. Godoy Cruz fue mucho mejor el primer tiempo, cuando la pelota pasó por los pies de Facundo Silva y Guillermo Pol Fernández, quienes distribuían juego para los puntas o eran los asistidores de los delanteros Juan Fernando Garro y el uruguayo Sigales o mismo, hasta en los pies de Diego Viera que se animaba y tomaba la lanza para ir al ataque. Todo esto se resumió con una de las figuras del partido, Maximiliano Sigales que con un poco de fortuna, convirtió el primero del partido y su primer gol con la camiseta del Tomba.

Luego, Godoy Cruz no presionó tanto y cambió su forma de juego más todavía en el segundo tiempo donde fue completamente distinto. Allí, los dirigidos por Sebastián Méndez sufrieron la rapidez de Ángulo y la habilidad mental de Montenegro y Toranzo, que junto a la perdida de la posesión del balón (factor clave para el juego planteado por el Gallego) lo disminuyó en herramientas futbolísticas, pero eso si, nunca dejó de buscarlo: a pesar de sacar a Garro por Ángel González, el mismo que tuvo la más clara del Tomba en el segundo tiempo pero lo evitó bien Marcos Díaz. Finalmente el Expreso regalo un poco la pelota, se atrinchero y salió en velocidad.

Así jugó todo el final del encuentro y fue creciendo pelota a pelota la figura de Roberto Ramírez en su debut como arquero del bodeguero. El juvenil surgido de las inferiores tuvo una muy buena tarea y, cuando lo llamaron, respondió siempre atento desviando cada pelota que presentaba peligro y no achicándose ante la inexperiencia.

Debut superado, ahora a pensar en Independiente y lo que se viene de cara a la reanudación del campeonato luego de la fecha FIFA de Elminatorias rumbo a Rusia 2018.

Foto de portada: Diario Los Andes

Similar Posts