No es un día más en la Bodega. Un 20 de Mayo, pero de 2006, Godoy Cruz conseguía lo que ningún otro equipo de la provincia logró. Campeón de la B Nacional de AFA y ascenso directo a la Primera División. En De un Rincón Bodeguero revivimos el especial de los 10 años, 12 otoños distintos después.

Mauro Poy, también pasó por el especial realizado en 2016. Uno de los jugadores que ingresó esa noche desde el banco de suplentes y casi se pierde uno de los partidos más importantes en la historia del club. La referencia es porque antes de la última fecha de aquel torneo Clausura 2006 (contra Ben Hur en Mendoza), tuvo que ser operado de urgencia: “estábamos todos esperando esa final para conseguir el ascenso y, tres días antes de la primera final me agarra apendicitis”.

“Jugábamos la final el martes, el sábado me opera el doctor y me dice que me olvide de jugar por tres semanas. Fue una tristeza terrible, pero se me acercó Matías Roby a los dos días y me empezó a meter ficha de que podía jugar, que no me iba a pasar nada. Fue un poco una locura pero me saqué las ganas de poder disfrutarlo adentro de la cancha (…) después me dolía todo por dos días que ni me podía mover (risas)”, detalló Mauro.

Sobre aquella noche, el ‘7’ bravo del Tomba recuerda: “había una gran expectativa por parte de todos. Los días previos se hacían largos porque teníamos ansiedad de coronar con el ascenso lo que habíamos conseguido en la primera vuelta. Cuando terminó el partido fuimos todos a festejar al Gambarte, fue una noche muy linda. En el momento que voy a entrar a la cancha, no me olvido más. La gente se levantó y empezó a ovacionarme, me dio una fuerza terrible”.

Reviví la nota completa hecha por Federico Umana a continuación

Todo el especial realizado en 2016 de esa gloriosa noche de otoño.

Foto de portada: Archivo Diario UNO

Similar Posts